Porqué se celebra el día del astrólogo el 6 de enero?


Desde hace mucho tiempo la mayoría de la comunidad astrológica no hispanoparlante celebra el día del astrólogo el 21 de marzo, día del equinoccio de otoño en el hemisferio Norte y del equinoccio de primavera para el hemisferio Sur, comienzo del año astrológico con el ingreso del Sol en el signo de Aries.
Pero hace unos cuantos años (mas exactamente en 1979), el astrólogo uruguayo Boris Cristoff propuso como fecha a celebrar el 6 de enero, ya que estos magos (que no eran reyes, ni sabemos si eran 3, ni si sus nombres Melchor, Gaspar y Baltasar eran tales) según se menciona en el evangelio de Mateo y en los evangelios apócrifos venían desde oriente persiguiendo una estrella, la cual los llevó al lugar en donde nació el nuevo mesías.

Si bien el relato queda totalmente enganchado a la tradición católica, y ha generado cierto debate a lo largo del tiempo, se considera que tenían conocimiento profundo del lenguaje simbólico del cielo y las estrellas, o sea, eran astrólogos.
No soy muy amiguero de los “días de” sobre todo cuando generan controversia, son tirados de los pelos o directamente una acción de marketing social (hoy en día, cada día es el “día de” algo), pero en cualquier caso es interesante que la astrología tenga también su día (sea el 21/3 o el 6/1) en donde podamos acercarnos un poco mas a este conocimiento profundo del ser humano.