Ayer salió una nota en The Guardian titulada “Los principales científicos advierten sobre el ‘espantoso futuro de la extinción masiva’ y la alteración del clima”.

Y en su primer párrafo: “El planeta se enfrenta a un “futuro espantoso de extinción masiva, deterioro de la salud y trastornos climáticos” que amenazan la supervivencia humana debido a la ignorancia y la inacción, según un grupo internacional de científicos, que advierte que la gente aún no ha comprendido la urgencia de la biodiversidad y crisis climáticas.”

Según este grupo de científicos, no estaríamos entendiendo prácticamente nada, y la falta de compromiso y toma de conciencia, balancean hacia el lado débil de la cuestión. Muchas veces creemos que con solo separar la basura o hacer un uso mas consciente del agua o la luz es suficiente. Pero no. Si bien toda acción suma, el ejercicio es mucho mas complejo y de mayor compromiso.

El documento elaborado dice que se necesitan cambios de profundo alcance en el capitalismo global, la educación y la igualdad para modificar la situación (que es tan compleja y de tan grande alcance que incluso es difícil de entender del todo por los mismos científicos) como abolir la idea de crecimiento económico perpetuo, detener definitivamente el uso de combustibles fósiles y empoderar a las mujeres, entre otras cuestiones.

Leía el artículo de The Guardian y miraba el cielo, y una vez mas me sorprende la literalidad con la que el lenguaje astrológico muchas veces nos habla: Tenemos a Urano (que hoy se pone directo) en conjunción con Marte en el signo de Tauro haciendo cuadratura a Júpiter y Saturno en Acuario.

Urano es el planeta de los cambios y las revoluciones, la acción inmediata.

Marte nos propone acción, dirección, decisión.

Tauro: la tierra, las posesiones materiales.

Júpiter representa entre tantas otras cosas las causas, sobre todo cuando vienen acompañadas de creencias, filosofías y cuestiones políticas.

Saturno el compromiso, lo inflexible, firmeza y decisión.

Acuario: lo social y lo colectivo

Es necesaria una toma de conciencia a través de una educación enfocada y puntual, que nos ponga en órbita y resonancia con el problema que nuestro planeta nos pone en evidencia. Es urgente una batalla pacífica e inteligente por las libertades definitivas y que se pongan en acción para siempre cambios sociales progresivos que traigan consigo una sociedad más justa y libre.